CIRUGÍA DE LA VISTA CANSADA

Cirugía de la vista cansada

ES POSIBLE LEER SIN GAFAS

El ojo tiene un mecanismo de “enfoque automático”, como las cámaras de fotos, que permite ver objetos lejanos y rápidamente enfocar un objeto a 30 centímetros y poder, por ejemplo, leer un periódico. Esto se puede hacer porque dentro de nuestros ojos existe una lente natural, llamada cristalino, que tiene capacidad de moverse y cambiar el enfoque cuando nuestro cerebro quiere. (esto se denomina acomodación)

Pero a partir de los 40-45 años de edad, el cristalino va perdiendo su elasticidad y no puede enfocar automáticamente objetos cercanos, las personas que nunca han usado gafas empiezan a necesitar gafas para leer, y los que ya llevaban gafas o lentes de contacto, necesitan una graduación para lejos y otra para cerca. Esto es el proceso que se denomina presbicia, que popularmente se conoce como “vista cansada”.

La solución a este problema hasta ahora ha sido la utilización de gafas de lectura o bien gafas con graduación para lejos y para cerca (bifocales o progresivas), pero desde hace años se busca una solución quirúrgica definitiva que haga innecesario utilizar gafas.

La técnica que hoy en día está permitiendo a muchos pacientes prescindir de las gafas, tanto de lejos, como de cerca es el implante de una LENTE INTRAOCULAR TRIFOCAL

¿EN QUÉ CONSISTE LA INTERVENCIÓN?

Con anestesia tópica (solo gotas) se sustituye el cristalino, que ya no puede hacer su función, por un cristalino artificial (lente intraocular). En los últimos años se han desarrollado modelos que proporcionan una buena calidad de visión, de lejos, de cerca y en distancias intermedias.

El cristalino se aspira, mediante facoemulsificación y se implanta una lente intraocular trifocal, a través de una incisión tan pequeña que no requiere puntos de sutura.

Características de la intervención:

  • No requiere ingreso
  • Anestesia tópica, solo con gotas
  • Duración de unos 8 minutos
  • No requiere inyecciones
  • No requiere puntos de sutura
  • Sin tapar el ojo
  • Recuperación visual inmediata
  • Permite reincorporación a la vida cotidiana en 2 o 3 días

Indicaciones de la intervención:

  • Pacientes mayores de 50-55 años
  • Puede realizarse en pacientes que solo utilizan gafas de cerca y también en pacientes con miopía, hipermetropía o astigmatismo asociado a la vista cansada
  • Pacientes que no quieren o no toleran el uso de gafas

Ventajas:

  • Se elimina la dependencia de las gafas, tanto para lejos (conducir, ver la Tv), en distancias intermedias ( ordenador, mesa de despacho, cocinar) y de cerca (teléfono móvil, leer un libro).
  • Intervención rápida, indolora y con muy bajo índice de riesgo.
  • Los resultados son estables para toda la vida, es decir no se tiene que cambiar periódicamente de gafas como ocurre en la evolución natural de la presbicia.
  • Nunca se desarrollarán cataratas, porque se ha eliminado el cristalino.

Estas lentes TRIFOCALES proporcionan una buena calidad de visión, con un alto grado de satisfacción en la mayoría de los pacientes, aunque no están indicadas en todos los casos. En la visita preoperatoria se realizarán todas las pruebas necesarias y se le explicará al paciente cual es la técnica quirúrgica mas indicada en su caso concreto.

DR. F. Antonio Arguedas / Servicio de Oftalmología

Politica de privacidad Aviso legal Politica de privacidad y normas de blog Política de privacidad en redes sociales política de cookies