Punción seca - Fisioterapia

Nuevas técnicas de fisioterapia – La punción seca

La punción seca es una técnica de fisioterapia invasiva que se basa en el tratamiento de los puntos gatillo miofasciales mediante agujas.

Para poder entendert los mecanismos de acción de esta técnica, debemos conocer el Síndrome de Dolor Miofascial (conjunto de signos y síntomas provocados por un punto gatillo miofascial. El punto gatillo es una zona dolorosa dentro de la banda tensa del músculo, que se conoce como “contractura”. Estos puntos gatillo se exploran mediante palpación. Se pueden tratar de manera conservadora mediante técnicas como la compressión y el estiramiento local. Pero si queremos resultados inmediatos y el músculo es de fácil acceso, el tratamiento de elección es la punción seca, ya que nos permite una respuesta inflamatoria que facilitará la regeneración del tejido afectado.

Las indicaciones de esta técnica son muy variadas, cualquier persona que curse con un dolor que se pueda relacionar con causas musculares podrá ser tratado mediante punción seca. También es muy efectiva en personas con dolor crónico, deportistas, músicos, personas que no pueden dejar de trabajar, ya que sus resultados son rápidos y se necesitan pocas sesiones.

Las contraindicaciones son las siguientes: no se puede aplicar en personas con problemas de coagulación, en niños, en mujeres embarazadas, en implantes mamarios en la zona del pectoral y en litigios médico-legales.

Como es una técnica de fisioterapia invasiva, tiene unos riesgos que son totalmente evitables si la persona que realiza la práctica tiene la formación adecuada. El paciente debe conocer estos riesgos y firmar un consentimiento informado. Los riesgos son muy poco frecuentes ya que se utilizan todas las herramientas para evitarlos, y son los siguientes: neumotórax, lesión nerviosa, mioedema, infección, hemorragia y espasmo muscular.

Unidad de Fisioterapia y Rehabilitación. / Sra.Fàtima Sultan Hamudy